Saltar al contenido

La desgarradora historia de la periodista Paola Gómez, busca crear conciencia en las personas respecto a la situación del COVID-19

Santiago de Cali sigue en alerta máxima debido a que las unidades de cuidados intensivos, se encuentran colapsadas. A pesar del llamado que las autoridades hacen a diario para ayudar a manejar la situación, muchas personas hacen caso omiso de las medidas preventivas.

Por lo que si los ciudadanos, siguen evitando las recomendaciones para disminuir la propagación de más contagios, el sistema hospitalario puede sucumbir en cualquier momento. A la fecha, la capital del Valle del Cauca tiene en su servicio tan solo 28 camas de UCI, exclusivas para los pacientes contagiados.

Tres de los familiares de la comunicadora, le fueron arrebatados por la enfermedad. A quien el crecimiento del virus ha afectado no solo de manera laboral, sino también personal. Ya que a diario tiene el deber de reportar los sucesos que acontecen debido a la pandemia. Afirmando a los medios lo siguiente:

“Es muy doloroso ver cómo uno encuentra todavía aglomeraciones y celebraciones”. Haciendo un llamado de conciencia a la colectividad. Debido a que ella tuvo que vivir en carne propia el deceso de tres miembros de su núcleo familiar por la expansión de la pandemia.

La gente no entiende lo que está pasando

Cada vez, son más los nuevos casos de contagiados que se reportan a diario en el país. Los familiares de la mujer, perdieron la vida en un corto periodo de tiempo. Nelson Gómez, falleció el 8 de septiembre, Ramón Gómez el 29 de noviembre y Esperanza Perafán el 25 de diciembre.

Estos sucesos afectaron a la periodista en gran medida, pero a pesar de esto, sigue haciendo un llamado a los habitantes del territorio colombiano. Invitando a la colectividad a no excederse en las reuniones sociales. Relatando a los medios de noticias la siguiente información:

Parece que la gente no entiende lo que está pasando. La enfermedad está y no  va a parar, ya está repitiendo casos. Debemos mantener las alertas activas, no bajar la guardia ni relajarse un minuto. En un suspiro, la enfermedad se expande”.

Esta no es la única tragedia familiar que se presenta en los últimos meses, son millones de familias quienes pierden a sus seres queridos a diario. El municipio sigue en alerta máxima y tanto los contagios como la letalidad de la enfermedad, no se pueden poner en duda.

Fuente: Noticias Caracol

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Disclaimer: All the images are not under our Copyrights and belong to their respective owners. All Pictures have been taken from different sources, If any Graphic/Image/Photo is offensive or under your Copyrights then please E-mail via contact page to get it removed.